Señales que anuncian el parto | El Parto


Señales que anuncian el parto


¿5 estrellas?

Una vez cumplidos los nueve meses cada día puede ser el del nacimiento y los nervios crecen.

Romper aguas es una señal inequívoca pero las contracciones que a veces tanto despistan pueden ir junto con otros signos que nos avisan de que el momento se acerca.

La barriguita está baja. Las madres primerizas lo notan más. El bebé pasa de estar colocado en la parte más alta a comenzar el descenso, es entonces cuando se alivian los dolores intestinales pero entran muchas ganas de orinar. La espalda sufre más y tendrás más molestias.

En los días cercanos aparecen unas variaciones hormonales que se pondrán de manifiesta en la madre a través de variaciones del humor, hinchazón en pechos, calambres en el vientre y variaciones de sueño. También son frecuentes evacuaciones blandas.

¿Qué es una contracción?

Es un movimiento involuntario del útero. A veces aparecen ligeras y con tiempos cambiantes entre una y otra. Las madres primerizas a la primera contracción acuden al hospital y el médico las manda de vuelta a casa porque se trata del “falso trabajo de parto”.

¿Qué es la pérdida del tapón mucoso?

Se trata de una sustancia viscosa que sella el útero durante el embarazo para impedir que las infecciones de origen vaginal que pueda sufrir la madre afecten al bebé. La caída de éste tapón indica que faltan pocos días para el inicio del parto.

¿Qué es romper aguas?

Es la pérdida del líquido amniótico en el que el niño se ha estado desarrollando. Es un líquido templado que al salir indica el momento del parto. Las membranas se comprimen e indican que el niño está dirigiéndose hacía el canal de parto (es bueno saber que a veces hay pequeñas fisuras y leves pérdidas que no se deben confundir y que hay que controlar con el especialista). Una vez roto aguas hay que ir al hospital pues probablemente ya se esté dilatando.


Suscribirme por Email al Blog

No hay comentarios.

Deja un comentario!




Si quieres mostrar tu foto obten un Gravatar.